COMUNICADO A PROPÓSITO DE LA CRISIS QUE ATRAVIESA LA UNIVERSIDAD ARCIS

La Universidad Arcis, desde su nacimiento, fue un proyecto académico que tuvo como principal intensión la formación de “profesionales críticos” al servicio de las necesidades y luchas del pueblo. A ese noble proyecto se sumaron innumerables intelectuales destacados del mundo académico, de variadas tendencias ideológicas dentro de la izquierda. Ese proyecto fue liderado, desde un principio, por el Partido Comunista de Chile, quienes hoy rehúyen cobardemente de sus responsabilidades sobre la crisis de la institución.

Frente a la crisis de la Universidad Arcis, la Juventud Guevarista de Chile, declara:

1.Rechazamos rotundamente el lucro en la educación, incluso en aquella instituciones que bajo el rotulo de universidades para la “formación critica” han acumulado ganancias a costa de los bolsillos de familias pertenecientes a la clase trabajadora.

 2. Rechazamos la actitud hipócrita del Partido Comunista de Chile (hoy en el gobierno de los ricos y poderosos) que lucró descaradamente, por medio de la Universidad, durante décadas. Condenamos, además, la actitud miserable que han tenido frente al conflicto en la universidad dando la espalda a los estudiantes, profesores y trabajadores de la institución en quiebra.

 3. Llamamos a los estudiantes, académicos, trabajadores de la educación y al Movimiento Social por la Educación, en especial a quien nos articulamos en torno al Congreso Nacional por la Educación de los Pueblos, a solidarizar activamente con los estudiantes y trabajadores que hoy luchan por dar una salida favorable al conflicto en la institución. Llamamos especialmente a las organizaciones de masas del mundo de la educación, especialmente a las federaciones de trabajadores, federaciones estudiantiles y organizaciones de secundarios a luchar junto a toda la comunidad arciana.

4. Por último, hacemos un llamado a luchar por la estatización inmediata de la Univesidad y por la conformación de una nueva dirección bajo co-gobierno triestamental, con autonomía plena.

Este conflicto es una demostración más que la crisis de la educación chilena es en extremo profunda; la Universidad del Mar, la realidad de la UDLA, y otras situaciones más de este tipo son un claro ejemplo de ello. Debemos hacernos cargo de este conflicto y luchar resueltamente por acabar con el negocio de la educación en Chile y poner, de una vez por todas, a las instituciones educativas al servicio de la clase trabajadora.

¡TODOS Y TODAS A SOLIDARIZAR CON LA UNIVERSIDAD ARCIS!

¡POR UNA EDUCACIÓN AL SERVICIO DE LA CLASE TRABAJADORA!

10370748_1436349669955110_468324570_n

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *